Reflexiones sobre la reposición del Fondo Mundial 2014 a 2016

2. ANALYSIS
14 Feb 2014

El Fondo Mundial no se fijó ninguna tarea pequeña en la búsqueda de $15 mil millones para los próximos tres años de trabajo para apoyar programas de prevención y tratamiento que causarán la derrota del SIDA, la tuberculosis y la malaria como principales asesinos e inhibidores del desarrollo económico de los países más pobres del mundo.

Frente a un escrutinio sobre cómo mide su impacto a nivel nacional, su gestión del fraude y la corrupción, su programa de reforma antes de la puesta en marcha total de un nuevo modelo de financiación y en medio de una crisis económica global aparentemente incesante, el Fondo se sumió en una campaña de recaudación de muy alto perfil. Activistas de todo el mundo eligieron los medios de comunicación social para apoyar el proceso de reposición, generando atención mundial para una organización que tradicionalmente ha llevado a cabo su misión de forma bastante discreta.

¿La atención sirvió de algo? Es difícil decirlo. Los compromisos de la camarilla tradicional de donantes del Fondo llegaron como se esperaba y no hubo grandes sorpresas o decepciones. Aunque no se alcanzó la meta de $15 mil millones, las subvenciones condicionadas o complementarias  de los gobiernos de Estados Unidos y del Reino Unido, así como los compromisos de la Fundación Bill y Melinda Gates, recaudaron una cantidad respetable de $12,007 mil millones para los próximos tres años de la lucha contra las epidemias: un fondo de financiación de tamaño decente.

Lo que es más interesante aun, fue la manera en que los donantes se comprometieron a proporcionar fondos a nombre de sus contribuyentes nacionales. El periodo de dos minutos que le fue asignado a cada presentador  por el Presidente de la Junta, Dr. Nafsiah Mboi, para el  compromiso de contribuciones en un salón sin ventanas de Washington el 3 de diciembre proporcionó una cierta visión de las prioridades establecidas en el transcurso del año mediante conversaciones de pasillo, sala de reuniones y debates de parlamento.

Como observador de la sesión realizada alrededor de un rectángulo abierto de mesas de banquete,  inaugurada   por la  Embajadora estadounidense Samantha Power ante las Naciones Unidas, Aidspan identificó cuatro temas claves que probablemente serán examinados por los representantes de los países donantes durante el siguiente ciclo en el Fondo.

Reforma

La revisión de procesos y procedimientos en el núcleo del Fondo fue bienvenida por muchas de las agencias donantes, muchas de las cuales acreditan la incansable labor del Director de la Secretaría Ejecutiva, Mark Dybul, por  continuar y ampliar de la labor de su predecesor de agilizar una institución  muy grande  y colocarla sobre la pista para lograr los mejores resultados posibles y mejorar la rentabilidad.

Como el Secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry dijo en su discurso el 2 de diciembre, para inaugurar la conferencia de reposición,las reformas a nivel de la Secretaría fueron una de las razones de apoyo continuo al Fondo de parte de su gobierno.

"Ninguna otra organización internacional ha estado sometida a estos cambios profundos en su modelo de negocio, su equipo administrativo y los sistemas financieros como el Fondo Mundial en el transcurso de la última década", dijo. "Es importante indicar que las reformas no son cosméticas. Son reales. Son tangibles. Y van a ayudar a salvar más vidas, no hay duda de eso".

Pero aunque el Fondo ha desarrollado y llevado a cabo estrategias para la gestión de riesgo y toma de decisiones basadas en datos, muchos donantes reiteraron la necesidad de poner similar atención al trabajo en el nivel nacional  y dejaron en claro que esperaban que el Fondo y su personal efectuaran esas estrategias.

Al comprometer su apoyo, los donantes insistieron  en que el Fondo se adhiera a una política de cero tolerancia a la corrupción e hiciera un mayor hincapié en la rendición de cuentas y transparencianacional, especialmente entre los mecanismos de coordinación de país (MCP) que deben supervisar la aplicación de subvenciones del fondo.

Derechos Humanos y Género

Un donante tras otro reiteró el mensaje entregado por la Embajadora en su discurso: "no hay pecado en estar enfermo, no hay justificación para la intolerancia y no hay licencia para marginar a nadie basado en su estatus de VIH, género u orientación sexual". Trabajar para erradicar el estigma y reducir la inequidad en la distribución de recursos entre hombres y mujeres será fundamental para que el Fondo logre sus objetivos y su capacidad de aprovechar recursos futuros de muchos países.

Tanto Francia como el Reino Unido destacaron la necesidad del Fondo de aplicar plenamente la estrategia de género, con Justine Greening, la Secretaria de Estado del Reino Unido para el desarrollo internacional llamando al Fondo "una pieza clave de un rompecabezas para el avance de mujeres y niñas".

También se recibió apoyo para este objetivo de una fuente poco probable antes del comienzo de la conferencia de reposición; en una charla organizada por Amigos de África y el Centro Woodrow Wilson, la primera dama de Ruanda, JeanetteKagame, dijo que era imperativo que los programas respaldados por el Fondo hicieran más para llegar a los trabajadores sexuales, cuyas tasas de prevalencia del VIH siguen siendo inaceptablemente altas y la involucración por la comunidad mundial de la salud sigue siendo inaceptablemente baja. 

Pero mientras que el Fondo ha estado promoviendo un enfoque general de los derechos humanos en los últimos 12 meses de una manera que empequeñece el de años anteriores, ha habido poco progreso en el establecimiento de un marco concreto para una respuesta al estigma. De la misma manera, el compromiso con las mujeres y las niñas ha sido mayormente retórico ya que una estrategia de género de 2008 fue implementada sólo parcialmente y se está revitalizando como una teoría en vez de como un marco para la acción. Lo más preocupante es la oportunidad perdida de atacar directamente los retos para la implementación del programa derivados del estigma profundo y poco duradero que existe en muchos de los países donde opera el Fondo.

Cofinanciación Nacional

"Inversión moral y financieramente responsable en nuestro futuro compartido", éste fue el tema de un segundo discurso dado por el director ejecutivo de ONUSIDA, Michel Sidibé.

Sin duda, los $12 mil millones recaudados por el Fondo para los próximos tres años ayudarán considerablemente en el logro de los objetivos de $87 mil millones necesarios para erradicar definitivamente el SIDA, la tuberculosis y la malaria.

Pero la cofinanciación por los gobiernos para abordar los problemas en sus propios países es aún más importante y ese fue un mensaje que muchos países en implementación presentes en la sesión de reposición aseguraron que se entendiera.

Los representantes de Kenia, Malawi, Namibia y Nigeria en sucesión rápida destacaron el apoyo financiero que pretendían obtener de los recursos nacionales para reducir la brecha en necesidades insatisfechas entre sus poblaciones.

Ya sea si se estuviese aumentando la cantidad de personas que reciben tratamiento antirretroviral, que pueden dormir bajo mosquiteros, o tener acceso a pruebas de tuberculosis y fármacos de primera calidad, todos los países reconocieron la necesidad de apoyar sus objetivos estratégicos nacionalescon amplios recursos, tanto en términos de dinero como con capacitación de personal para fortalecer sus sistemas nacionales de salud.

Igualmente, cualquiera que sea la responsabilidad de cofinanciación, muchos donantes destacaron que el Fondo debe asegurarse que las poblaciones clave en todos los países, incluyendo MICs, permanezcan  bajo el paraguas de cobertura tanto para la prevención, así como en cuanto al tratamiento, independientemente de la fuente de financiamiento.

Integración

Como dijo Lucica Ditiu de la asociación Alto a la Tuberculosis al final de los compromisos de contribuciones    "no tiene sentido mantener a la gente viva bajo el tratamiento antirretroviral si van a morir de tuberculosis".

Este énfasis en la integración, tanto para la respuesta a las tres enfermedades y la agenda de salud global con otras prioridades de desarrollo, pretende ser el objetivo central de la planificación  estratégica tanto en Ginebra como a nivel nacional en el transcurso de este siguiente ciclo.

La integración se manifiesta de muchas maneras a medida que el Fondo se mueve a través de su próximo ciclo, comenzando más visiblemente con la decisión de integrar fondos para programas contra el SIDA y la tuberculosis en varios países. También hay otros matices y cambios sutiles en marcha que influirán en las relaciones del Fondo con el tiempo que lo ayudarán a seguir siendo una fuerza relevante, tanto como un mecanismo de financiación y modelador de política.

En la primera reunión regional del nuevo modelo de financiación (NMF) en Lusaka, Zambia apenas unas semanas antes de la conferencia de reposición, los representantes del Fondo repetidamente destacaron la importancia de usar los Planes Estratégicos Nacionales para impulsar el desarrollo de una nota conceptual, asegurando que los objetivos del Fondo estuvieran sincronizados con los nacionales.

El cultivo asiduo de relaciones a nivel mundial así como a nivel nacional es un nuevo enfoque para el Fondo, que en el pasado funcionó a veces en paralelo, en lugar de en concierto con otros socios técnicos.

Pero con el anuncio de que coordinaría con DFID, UNICEF y la Iniciativa contra la Malaria del Presidente (Estados Unidos) en la compra de materias primas, comenzando con mosquiteros, el Fondo está anunciando una nueva forma de trabajar con otros actores. Este es un excelente paso hacia adelante porque permitirá negociaciones aún más fuertes sobre el costo unitario más bajo posible para medicamentos y productos que salvan la vida. Dicha fuerza inevitablemente estará equilibrada por la continua debilidad en los sistemas de contratación nacionales, pero esto puede ser atenuado por una estrecha relación de trabajo entre los oficiales de contratación y sus contrapartes nacionales para ayudar a desarrollar habilidades nacionales que no se pierdan en la burocracia o la tentación de la corrupción.

Share |

Leave a comment

Leave a comment